Artículo

La tecnología de escaneo 3D da una nueva perspectiva al Apolo 11

En la historia reciente, pocos logros del ingenio y la ambición humana han captado la atención colectiva tan ampliamente como los primeros pasos sobre la Luna, que este año cumplen 50 años de haberse realizado. Las personas de la época pueden recordar exactamente dónde estaban y cómo se sentían cuando vieron a Neil Armstrong bajar por la escalinata para pisar la superficie lunar el 21 de julio de 1969.

En honor al su 50º aniversario, nos gustaría hablar sobre los escaneos 3D recientemente publicados por el Instituto Smithsonian, del módulo de mando Columbia del Apolo 11 que sirvió como habitación para los tres miembros de la tripulación: el comandante de la misión Neil Armstrong, el piloto del módulo lunar Edwin E. "Buzz" Aldrin y el piloto del módulo de mando Michael Collins.

Columbia module scan_small.JPGUtilizando un FARO® ScanArm, la Oficina de Digitalización 3D del Smithsonian escaneó cuidadosamente secciones del interior y exterior del Columbia. Para ello, los técnicos utilizaron siete técnicas de digitalización 3D diferentes y procesaron los datos con Autodesk para renderizar un modelo 3D completamente inmersivo.

Obtuvieron resultados sin precedentes, en parte porque nadie había visto muchos de los detalles antes. Diane Zorich, directora de la Oficina del Programa de Digitalización del Smithsonian dice: "No se puede entrar. Ni siquiera el curador [del museo] está autorizado. Así que, hasta que escaneamos el interior, nadie entendía realmente su complejidad".

Los escaneos 3D de alta calidad revelaron algunas sorpresas. Resulta que los astronautas se dedicaron a hacer “graffitis científicos”. Los técnicos descubrieron cálculos, notas... incluso una oda al Columbia escrita por Collins: "La mejor nave para navegar".

La oportunidad de examinar un artefacto tan importante en la historia americana revela un tesoro escondido de información educativa y de investigación. Literalmente coloca al espectador en otro momento de la historia. Imagínese a un adolescente que vive en 2019 inmerso en un ambiente donde todo es analógico, comenzando a comprender la capacidad de la humanidad de impulsarse más allá de lo que se creía posible, para luego mirar hacia adelante y preguntarse qué sigue.

Module-scan-closeup_small.jpgEl escaneo del módulo de comando es sólo un ejemplo de cómo la emergente tecnología 3D está permitiendo a los museos ofrecer una experiencia diferente a los visitantes virtuales. Ahora, personas de casi cualquier lugar del mundo pueden experimentar y aprender de la historia en el momento que lo deseen. Los visitantes de la página web del Apolo 11 pueden incluso descargar modelos listos para imprimir en 3D para crear sus propias cápsulas, estudiar los datos sin procesar para comprender cómo se desarrollaron las visualizaciones o entrar en el módulo a través de descargas listas para RV.

No hay duda de que la tecnología de escaneo 3D es una herramienta valiosa para los museos. Hace que los artefactos escaneados sean accesibles a muchas audiencias de una forma que no sería posible si sólo se pudieran ver detrás de una barrera.

¿Quiere saber cómo escanearon el Columbia? Vea el video (en inglés).

 

Artículo
Manufactura
Diseño e ingeniería de productos
Aeroespacial
Brazos de medición portátiles
Quantum
Ingeniería y diseño
Conocimiento

Suscríbase a nuestro boletín para estar al día.

Contenido relacionado

Filtros

Filtros